Entradas con la etiqueta ‘Brezo’

Heather - Brezo

Heather - Brezo

¿Quién de nosotros no se ha sentido humillado en nuestra vanidad o amor propio?.

¿Quién de nosotros no recuerda lo hermosos que éramos de jóvenes, el éxito que teníamos en esa época y que nos hacía sentir importantes, ser alguien?.

Desgraciadamente pensamos que siempre será así y que nunca cambiará, pero la vida está siempre cambiando, modificándose una y otra vez, ¿qué significa esto? pues que no estamos estáticos, y que debemos tener en cuenta  que si la vida “pasa” nosotros también.

Hemos visto personas que se niegan a envejecer, se resisten, se han quedado petrificados en el ayer, y su situación psíquica y emocional también. No se acomodan a su nueva situación.

Imaginemos un niño que siempre ha sido el centro de atención  en cualquier núcleo, sea familiar, escolar u otro índole pero que pasado esta fase ya ha dejado ser “interesante”.

¿Cómo queda éste niño emocionalmente?.

Rechazado, no amado, no querido, y es cuando se convierten en esos niños imposibles de aguantar, porque se convierte en niños mimados, cuyas personas que antes les producían hilaridad,  hoy son ignorados  por esas mismas, porque les causa animadversión.

¿Cual ha sido nuestro error?.

El no saber enseñar a un niño aceptar el cambio y valorarlo en cada edad, darle el respeto que se merece y no sentirse nunca obviado en sus sentimientos, si actuamos desde ésta perspectiva el niño será un ser adulto que  se gustará a sí mismo (en todas sus edades).

Así mismo puede ocurrir que siendo adultos, jamás nos hemos sentido la necesidad de tener que experimentar la necesidad de ser foco de atención, pero siendo mayor se nota una soledad imposible de aceptar, y es cuando se transforma en una persona que continuamente requiere compañía, y lo hace reiterando continuamente a los demás lo mal que se encuentra, las medicinas que tiene que tomar, que está solo y nadie le ayuda, etc.

Lo que no se dan cuenta es que absorben mucha energía de los demás y que estos una vez conocido su canción psicológica huyen despavorido de él, y que no le crean cansados de lo mismo una y otra vez, estas personas a su vez siguen buscando espectadores que no conocen dicha canción, pero siempre se van, no queda un amigo con él.

Para evitar estos estados el tomar Heather nos proporcionará una autentica liberación emocional de los demás, esto a su vez no necesitaremos estar hablando continuamente de lo mismo y por lo tanto nos convertimos en personas menos egoístas y más atentos con otros humanos, y no nos sentiremos con esa soledad tan temerosa.

La dosificación como con los demás es cuatro gotas cuatro veces al día.

Autor: Tratamientofloral